Son la generación milenio mas felices que la generación de sus padres la generación X o Baby Boomers?.

En un articulo titulado How to Balance Ambition and Happiness: 5 Tips. Su autora Jessica Stillman colaboradora de Inc.com menciona.

“El exceso de ambición hace la vida imposible. Demasiado poca la deja sin sentido”.

En éste artículo que está basado en la filosofía empresarial de Ben Casnocha, la colaboradora de Inc.com comparte en su articulo, una síntesis a manera de tips que les muestra a la generación milenio (nacidos entre 1982 a 1994), como poder lidiar con ese equilibrio sano entre la ambición y la felicidad, el cual, dista mucho de los conceptos que en otro momento nos pudieran haber enseñado a la generación X (nacidos entre 1965 y 1981) o Baby boomers (entre 1945 y 1964).

1. Orienta tus quehaceres a procesos no a objetivos.

Young attractive business woman on the highest bar of a 3d graphic

Cual es el problema con los objetivos? Pues muy simple, que si no los cumples te sentirás fracasado o insatisfecho. Mientras que si te enfocas a procesos, cada paso que des aunque no veas el final de la meta, te permitirá sentirte satisfecho y con menos sentimiento de fracaso. Ben Casnocha lo define de una manera muy peculiar cuando dice que “seamos siempre una versión beta de nosotros mismos”.

Haciendo una analogía en la forma de percibir las cosas entre generaciones, en tanto que un montañista de la generación X podría decir que es un fracasado por no haber alcanzado la sima de la montaña, el montañista de la generación milenio podrá decir que disfrutó el recorrido a la sima, sin tener que esperar hasta el final de la meta para sentirse feliz.

 

2. Elige a tus amigo sabiamente

MvsBB4“Si todo el mundo a tu alrededor esta en la búsqueda frenética de un mayor estatus, y no les importa ahorcarlos para obtener el liderazgo, te va a resultar muy difícil resistirte a no hacer tu lo mismo”. Esto, que en la generación X era algo común en la búsqueda del liderazgo, para la generación milenio ya no es así, ya que cada uno se percibe como el CEO de su propia vida, y las personas que les rodean en lugar de competidores deben verse como colaboradores.

 

3. Diversifica tu identidad.

MvsBB12Anteriormente, los 15 minutos de fama solo ocurrían una vez en la vida y solo en una tarea. Ahora los milenials diversifican su identidad en diferentes campos, las redes sociales les permiten ampliar su estatus de identidad para con el mundo. Así como una persona no invierte toda su fortuna en una sola acción, de igual manera ya no es sabio definir nuestra identidad en una sola especialidad. En la generación X, este concepto de competencia única, sin duda trajo al menos en el plano laboral mucha infelicidad a la vida, ya que se buscaba ser el mejor en una actividad a costa de lo que fuera, los vencidos quedaban totalmente fuera de combate, frustrados por siempre, y los vencedores a tal grado enfermos de poder, que se quedaban completamente solos abrazando su preciado status.

4. Haz funcionar un panel de control, no una tabla de clasificación.

MvsBB0“El camino más seguro a la infelicidad se consigue al compararnos con otros”.

Así como un tablero de instrumentos (como el velocímetro de tu coche) te ayuda a medir tu propio progreso, una tabla de clasificación perpetuamente te estará comparando con otros. No sorprende entonces que Casnocha aconseje a la generación milenio utilizar el modelo de tablero de instrumentos para medir su propio progreso. Sin duda hemos de ser mas felices comparándonos contra nosotros mismos que contra los demás.

5. Se un pez grande en un estanque pequeño.

MvsBB13Profesionalmente hablando, este enfoque recomienda situarse siempre en un principio en el mejor lugar en donde puedas desarrollarte profesionalmente, con la finalidad de aprender siempre de los mejores, en otras palabras, en la mejor empresa posible en donde se desarrolla las mejores practicas en tu carrera profesional, tal y como la generación X buscaba siempre hacerlo, sin embargo, Casnocha recomienda no quedarse por siempre ahí. Un pensamiento milenial podría decir así, “este es un buen lugar para estar, pero no para quedarse”.

La generación X una vez se posicionaba en el lugar que consideraba adecuado para su profesión, se aferraba con todo para no abandonar el preciado sitio y quedarse a trabajar hasta el final de su vida profesional, estar en el mejor sitio implicaba prestigio, un “plan de carrera”, y todo esto se buscaba siempre conservar a pesar de la posible insatisfacción que permanecer ahí implicaba. La generación milenio no tiene este aferramiento y busca mas su zona de felicidad. Busca aprender al principio de los mejores pero posteriormente busca su propia autonomía, no necesariamente en la mejor compañía de su ramo sino en donde se sienta mas satisfecho en el día a día, no temen a crear sus propias compañías, sin duda esto requiere valor, pero saben, cómo Casnocha lo dice, esta generación ya no va a recibir una pensión para su edad adulta, ya no debe esperar para ser feliz en un futuro incierto, es mejor disfrutar el camino y no esperar a llegar a la sima.

Etiquetado en: